Neuroma de Morton

El origen de los juanetes

http://www.lahora.com.ec/index.php/noticias/show/1101549502#.UhUHnZIz2So

VIDA Y SALUD

El origen de los juanetes

Viernes, 16 de Agosto de 2013
DEFORMACIÓN. Los juanetes afectan los pies y aparecen más en mujeres que en hombres por el mismo uso de zapatos inapropiados.
DEFORMACIÓN. Los juanetes afectan los pies y aparecen más en mujeres que en hombres por el mismo uso de zapatos inapropiados.
Esta condición se produce por el uso de zapatos estrechos. Los juanetes, nombrados también Hallux Valgus, son la desviación de la articulación de la base del dedo gordo del pie, dando lugar a una prominencia generalmente dolorosa.
En otras palabras, el dedo gordo se desvía hacia el segundo, lo cual produce dolor.
Lo que provocan
Causan deformaciones del pie, como el pie equinovaro (zambo) o pie plano, artritis reumatoide, síndrome de Ehlers-Danlos, en el que, en su forma más sencilla, por escasez de colágeno, las articulaciones tienden a ser mucho más flexibles de lo normal.
Además, se presenta el síndrome de Marfan clásico, en el que hay un crecimiento descontrolado de los huesos, el daño por traumatismo (como un golpe muy severo) que pueda llevar a un esguince o luxación de la articulación del dedo en cuestión.
La obesidad y el sobrepeso no son recomendables porque provocan pronación (rotación hacia el interior) del pie al caminar o correr, lo que da como resultado mayor presión en la articulación del dedo gordo, desviándolo hacia el segundo dedo.
A todo lo anterior se suma el uso de zapatos estrechos, que terminen en punta o con un tacón mayor a 7 cm.
Síntomas y signos
El dolor de larga duración con la sensación de punzadas a nivel de la articulación del dedo gordo, que se incrementa con el uso del tipo de calzado y el estar mucho tiempo de pie o caminando, es el principal síntoma.
Pero, también destacan el aumento de volumen (bunio) a nivel de la articulación mencionada, la deformidad del dedo con la desviación hacia donde se encuentran los otros dedos del pie.
En este caso la intervención del médico es importante, para que a través de radiografías confirme el diagnóstico y evalúe el grado de deformidad que exista.
El tratamiento
Se recomienda sobre todo el uso de calzado de horma ancha con un tacón que no supere los 7 cm de altura, usar cojinetes de protección a nivel del bunio para disminuir la fricción con el calzado, aplicar hielo local para disminuir la inflamación.
Además es usual el uso de férulas para el primer dedo del pie para disminuir la desviación articular.
La rehabilitación ayuda a mejorar la marcha y disminuir las molestias.
Si los tratamientos anteriores no dan resultados, la opción es el tratamiento quirúrgico.

Fracturas del tobillo. Tratamiento con fijador externo

Acta Ortopédica Mexicana

Reyes GJ, Ordaz CAI, Acuña CM
Fracturas del tobillo. Tratamiento con fijador externo
Acta Ortop Mex 2001; 15 (6)
Idioma: Español
Referencias bibliográficas: 8
Paginas: 271-273
Archivo PDF: 55.95 Kb.
RESUMEN
Cincuenta y un pacientes con fractura-luxación de tobillo fueron tratados mediante reducción cerrada, colocación de fijador externo y clavillos roscados de Schanz. Se presentaron 22 del sexo masculino (43%) y 29 femeninos (56.8%), siendo la extremidad derecha más afectada (con 28 casos, 55%) que la izquierda (con 25 casos, 45%), teniendo mayor incidencia la fractura tipo B con 32 casos (63%), tipo C 14 casos (27%) y tipo A con cinco casos (10%) y de acuerdo al número de componentes el bimaleolar fue el más frecuente con 23 casos (45%), unimaleolar con 22 casos (43%) y trimaleolar con seis casos (12%); la edad oscila de 23 a 70 años (promedio de 40 años) y el tiempo de cirugía varió de 25 a 70 minutos con un promedio de 53 minutos. Los resultados fueron excelentes a corto y mediano plazo, encontrándose en dicho procedimiento una alternativa para el manejo de la fractura luxación de tobillo dado que estabiliza y mantiene la longitud de la estructura, permitiendo un movimiento y apoyo temprano.


Palabras clave: fractura, tobillo, fijador externo.

Ruptura crónica del tendón de Aquiles. Tratamiento quirúrgico

Acta Ortopédica Mexicana

Pastrana GF , Olivares GJ, Reyes GJ, Galaviz IVE et al
Ruptura crónica del tendón de Aquiles. Tratamiento quirúrgico

Acta Ortop Mex 2003; 17 (2)
Idioma: Español
Referencias bibliográficas: 62
Paginas: 94-100
Archivo PDF: 253.02 Kb.
RESUMEN
El objetivo del presente trabajo es dar a conocer la experiencia del Servicio de Tobillo y Pie del Hospital de Ortopedia «Victorio de la Fuente Narváez» en el tratamiento de las rupturas crónicas del tendón de Aquiles mediante la técnica descrita, analizando en forma retrospectiva los resultados funcionales de la misma. El estudio se llevó a cabo en pacientes con diagnóstico de ruptura crónica del tendón de Aquiles de 4 semanas de evolución, a quienes se les practicó una plastía de reparación utilizando el tejido fibroso interpuesto en la lesión. De agosto de 1997 a octubre de 1999, se evaluaron 14 pacientes, 12 hombres y 2 mujeres, con edad promedio de 39.2 años, con un tiempo de evolución de la lesión promedio de 14.8 semanas y un seguimiento promedio de 10.9 meses. La evaluación de los resultados se realizó bajo la escala funcional de Leppilahti, obteniendo excelentes resultados en el 57.1% de los casos y buenos en el 42.9% de los casos restantes, sin encontrar resultados regulares o malos. El índice de complicaciones fue de 28.5%, las cuales no interfirieron con los resultados funcionales finales. Consideramos que a pesar de nuestros pocos casos y el corto período de seguimiento, la técnica es una buena alternativa en el tratamiento de esta lesión, ya que el utilizar una estructura vascularizada y de buen grosor como es el tejido fibroso interpuesto, nos asegura una reparación estable y confiable que nos permite iniciar una rehabilitación y una recuperación temprana del paciente.


Palabras clave: ruptura tendón de Aquiles, tenoplastía